Contacto   Mapa Web
 
Ciudades Patrimonio
Castilla y León es vida. Información Turística: 902 20 30 30
English Français

Inicio › Turismo cultural

Patrimonio de la Humanidad

Ávila, Salamanca y Segovia, las tres Ciudades Patrimonio de la Humanidad de Castilla y León

Cualquier rincón del mundo atesora una pieza perteneciente a una cultura milenaria desaparecida o un asentamiento humano que marcó la identidad de un pueblo.
  Panorámica de la ciudad de Segovia


El catálogo de riquezas mundiales va más allá de la publicidad que venden las agencias de viajes o las atractivas fotografías que visten las oficinas de turismo.

Para evitar su desaparición, en 1960 se organizó una convención mundial que alertó a todos los países de la necesidad de cuidar sus bienes patrimoniales. El detonante de esta decisión fue la construcción de la presa de Asuán, que amenazó a los egipcios con hacer desaparecer los monumentos de Nubia. La UNESCO reaccionó e hizo un llamamiento a la solidaridad internacional que se tradujo en una respuesta generosa que evitó el desastre, y en la toma de conciencia de los gobernantes de la necesidad de conservar lo heredado por sus pueblos.

La posibilidad de que se llegaran a destruir estos bienes concienció al mundo de que este tipo de riquezas no pertenecen a un país concreto: son propiedades universales y su cuidado corresponde a todos los ciudadanos del planeta.

La Conferencia General de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura se hizo responsable de este llamamiento en 1972, fecha en la que crea la Convención para la Protección del Patrimonio Cultural y Natural, que establece los requisitos para que un bien se considere como patrimonio cultural. Se habla entonces no sólo de monumentos, sino de conjuntos de construcciones o lugares de importante valor estético, histórico o antropológico. A partir de aquí, el proyecto comienza a caminar y la comunidad internacional se compromete: se celebra en Québec (Canadá) un primer coloquio internacional de Ciudades Patrimonio de la Humanidad y, a partir de ahí, las comunidades se reorganizan.

Ciudades Patrimonio de la Humanidad de España

En Castilla y León, tres son las ciudades que han conseguido el distintivo de Ciudad Patrimonio de la Humanidad: Salamanca, Ávila y Segovia. El 17 de septiembre de 1993 los ayuntamientos de Ávila, Segovia y Salamanca, junto con los de Cáceres, Santiago de Compostela y Toledo, formalizan un acuerdo para constituirse como el Grupo de Ciudades Patrimonio de la Humanidad de España. En 1996 entra Córdoba y dos años después, Cuenca.

Estas ciudades se comprometen a vigilar la conservación y protección de sus bienes, profundizar en sus estudios con el fin de que sus tesoros puedan ayudar a educar y a formar a las generaciones venideras; así como a actuar, de manera conjunta, en la defensa del patrimonio histórico y cultural, realizando proyectos comunes y acometiendo los problemas que afectan a cada uno de los enclaves.
También establecen políticas de intercambios de experiencias y planifican una política turística y de difusión de imagen que se corresponda con los intereses de todos los miembros del grupo.


  pdf  Guía de Patrimonio Mundial (3.6 MB)